315 vehículos fueron incautados y 182 motocicletas regresaron a manos de sus dueños, representando un valor estimado de más de 16 millones de pesos.

Asimismo, en lo que respecta a la intervención en casos de homicidios, durante el año registraron 26, solo dos de ellos se encuentran en la etapa investigativa, los restantes cuentan con sus presuntos autores tras las rejas y a la espera que se inicien los procesos judiciales.

También secuestraron un total de 5 millones de pesos en efectivo y unos 17 mil dólares, que ya se encuentran en resguardo de las autoridades judiciales, quienes serán los encargados de determinar el destino final del dinero y la moneda extranjera.

CIBERCRIMEN

Los agentes de esta División fueron de vital importancia para el esclarecimiento de los delitos, con el uso de la tecnología participaron en 53 casos, en los que debieron extraer y analizar imágenes y videos de 177 cámaras, revisar 88 teléfonos celulares y brindar 168 informes tecnológicos.

Para finalizar, es dable de destacar que hace un año la Policía del Chaco no contaba con una base de datos unificada para el Padrón de Motovehiculos, que mediante la División Metodologías Investigativas se logró crear la página que recibió casi 50 mil consultar en el año y permitió recuperar 117 motocicletas, 74 de ellas en el área metropolitana y 43 en el interior, demostrando una gran mejoría a diferencia del año 2019 en que solo se incautaron 17 motocicletas.

División COM, Caminera y la Dirección General de Seguridad Metropolitana son las unidades que encabezan la lista de unidades que más rodados con pedido de secuestro interceptaron. En tanto Caminera de la ciudad termal, con 11 motos recuperadas lidera el ranking de las unidades del interior.